17 de agosto Segundo día de la novena a Santa Mariam de Jesús Crucificado

SEGUNDO DÍA: JESUCRISTO

ORACIÓN INICIAL
Oh Espíritu Santo, inspírame,
Amor de Dios, consúmeme,
Por el buen camino guíame.
María, Madre mía, socórreme,
Con Jesús, bendíceme,
De todo mal, de toda ilusión,
de todo peligro, presérvame.

 PENSAMIENTOS DE MARIAM
Vi a Nuestro Señor pobre, triste, apenado y buscando alojamiento.
El me dijo: «Busco una habitación, pero nadie quiere recibirme. Tan pronto como me presento, nadie quiere recibirme. Al hacerme presente me desechan. Incluso tú alguna vez, tú me alejaste de tu corazón… ¡Oh si encontrase alguno que quisiera trabajar por mi Gloria, yo haría todo por él…!

ROGUEMOS CON MARIAM
¡Perdón, Dios mío! ¡Tú solo, Tú solo! Jesús no es conocido.
Jesús no es amado. Se deja el pan blanco (Dios para las criaturas) por el negro; triste cosa. Y nos comemos el negro. (¿Por qué se somete a sus obras y no a Él? ¡Jesús no es conocido. Jesús no es amado!…: ¡Tú solo. Tú solo. Dios mío!

 Santa Mariam, ruega por mí y por todas mis intenciones.

Padre Nuestro, Ave María y Gloria.


ORACIÓN FINAL
Dios, Padre nuestro,
por intercesión
de Santa Mariam de Jesús Crucificado,
y en la confianza en tu Hijo,
te presento mis intenciones.

Padre celeste,
yo no sé si lo que te ruego corresponde a tu Voluntad.
Entonces con Jesús en El Huerto de los Olivos añado:
“Hágase tu Voluntad y no la mía”

Acoge mi súplica por Cristo Jesús y el Espíritu Santo

AMÉN.